Ultimas Noticias

ADN antiguo esclarece el origen y rápida migración de los ávaros

Menos conocidos que los hunos de Atila, los ávaros fueron sus sucesores más exitosos. Gobernaron gran parte de Europa Central y Oriental en un imperio que duró casi 250 años 

BUDAPEST, HUNGRIA.

Un equipo interdisciplinar ha obtenido y estudiado los primeros genomas antiguos procedentes de los yacimientos de élite ávara más importantes descubiertos en la Hungría contemporánea.

Menos conocidos que los hunos de Atila, los ávaros fueron sus sucesores más exitosos. Gobernaron gran parte de Europa Central y Oriental en un imperio que duró casi 250 años centrado en la cuenca de los Cárpatos. Se sabe que procedían de Asia Central en el siglo VI de nuestra era, pero los autores antiguos y los historiadores modernos debatían su procedencia.

Se les conoce principalmente por las fuentes históricas de sus enemigos, los bizantinos, que se preguntaban por el origen de los temibles guerreros ávaros tras su repentina aparición en Europa, si procedían del imperio de Rouran, en la estepa mongola (que acababa de ser destruida por los turcos).

Los historiadores se han preguntado si se trataba de un grupo migratorio bien organizado o de una banda mixta de fugitivos. Las investigaciones arqueológicas han señalado muchos paralelismos entre la cuenca de los Cárpatos y los artefactos nómadas euroasiáticos (armas, vasijas, arneses para caballos), por ejemplo un pectoral de oro en forma de lúnula utilizado como símbolo de poder. También sabemos que los ávaros introdujeron el estribo en Europa. Sin embargo, hasta ahora no hemos podido rastrear su origen en las amplias estepas euroasiáticas.

La investigación incluyó las ocho tumbas ávaras más ricas jamás descubiertas, rebosantes de objetos de oro, así como otros individuos de la región anteriores y durante la época ávara.

«Abordamos una cuestión que ha sido un misterio durante más de 1.400 años: ¿quiénes eran las élites ávaras, misteriosos fundadores de un imperio que casi aplastó a Constantinopla y que durante más de 200 años gobernó las tierras de las actuales Hungría, Rumanía, Eslovaquia, Austria, Croacia y Serbia?», explica Johannes Krause, autor principal del estudio.

Los ávaros no dejaron registros escritos sobre su historia y estos primeros datos sobre el genoma proporcionan pistas sólidas sobre sus orígenes.

«La contextualización histórica de los resultados arqueogenéticos nos permitió acotar el momento de la migración ávara propuesta. Recorrieron más de 5.000 kilómetros en pocos años, desde Mongolia hasta el Cáucaso, y tras diez años más se asentaron en lo que hoy es Hungría. Se trata de la migración de larga distancia más rápida de la historia de la humanidad que podemos reconstruir hasta ahora», explica Choongwon Jeong, coautor del estudio.

La ascendencia de Asia oriental se encuentra en individuos de varios yacimientos de la zona de asentamiento principal entre los ríos Danubio y Tisza, en la actual Hungría central.

Estos apasionantes resultados demuestran el gran potencial que tiene la colaboración sin precedentes entre genetistas, arqueólogos, historiadores y antropólogos para la investigación del «período migratorio» en el primer milenio de la era cristiana, destacan los investigadores

Notas Internacionales

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: