Ultimas Noticias

‘Gloomy Sunday’: La canción húngara prohibida que lleva al suicidio

«La canción húngara del suicidio», como se le conoce, fue prohibida durante 60 años en la BBC.

BUDAPEST, HUNGRIA.

«Gloomy Sunday«, en húngaro «Szomorú Vasárnap», y en español «Domingo sombrío«, es una canción que fue escrita por el compositor húngaro Rezső Seress en 1933.

«La canción húngara del suicidio«, como se le conoce, fue prohibida durante 60 años en la BBC. 

Se podían radiar las versiones instrumentales, pero no las cantadas, especialmente la popularizada por Billie Holiday.

Pero, ¿por qué estaba prohibida esta canción húngara? 

«La canción húngara del suicidio»

«Gloomy Sunday» está rodeada de un aura de misterio superstición que ha trascendido con los años. Y es que mucha gente ha acusado a esta canción de provocar olas de suicidios

Se dice que «Gloomy Sunday» está relacionada con más de 100 suicidios desde que apareció. «Mi corazón y yo hemos decidido terminarlo todo», reza la canción.

Las historias que se contaban eran truculentas: el hombre que se disparó mientras sonaba la melodía, la mujer que se ahogó en el Danubio con una partitura del tema en las manos… la única cierta podría ser la del propio autor. 

«Budapest, 13 de enero. Rezső Seress, cuya exitosa canción de estilo fúnebre, ‘Gloomy Sunday’, fue culpada de haber desencadenado una ola de suicidios durante los años 30, ha puesto fin a su propia vida suicidándose, como se ha sabido hoy.

«Las autoridades revelaron hoy que el Sr. Seress saltó de una ventana de su pequeño departamento el pasado domingo, poco tiempo después de su sexagésimo noveno cumpleaños».

El mito entorno a la canción

Hay muchas versiones sobre la historia oficial de la pieza: algunos dicen que el compositor la escribió para una novia que lo dejó. Otras dicen que el letrista y poeta László Jávor le pidió a Seress que compusiera la música para un poema suyo sobre un amor pasado. 

Otra teoría dice que Seress escribió también la letra sobre la guerra y el apocalipsis, siendo él judío, pero que luego Jávor la cambió por una nueva letra, en la que el protagonista llora la muerte de su amada y anuncia que se va a reunir con ella.

Otra historia cuenta que Seress intentó reconciliarse con la ex que la inspiró cuando la canción tuvo éxito por primera vez, pero que después se enteró de que ella se había envenenado, y había una copia de la partitura de la canción cerca (en otras versiones de la historia, dejó una nota con solo dos palabras: «Domingo sombrío»).

La vida de Rezső Seress

Aunque al principio la canción no tuvo mucha relevancia, pues se vivía una severa depresión económica y se venía de una guerra mundial para casi de inmediato entrar a otra, después se convirtió en pieza indispensable de éxito internacional. 

Sin embargo, a Seress no le trajo felicidad. Aunque logró superar los trabajos forzados en los campos de concentración, quiso emigrar a Estados Unidos para reclamar los derechos de autor de la canción. 

Para su mala fortuna, Hungría quedó bajo el poder soviético y no consiguió papeles para poder hacerlo, y terminó trabajando en el teatro y el circo como trapecista, y más adelante regresó a componer canciones.

En 1968, Seress se aventó por la ventana de su apartamento, pero para su mala suerte sobrevivió y terminó ahorcándose en el hospital. 

«Gloomy Sunday»: La canción más triste

Se dice que el propio Seress se quejó de que «Gloomy Sunday» le había traído infelicidad, pues sabía que nunca sería capa de componer otra canción igual. 

“Estoy en medio de este éxito mortal como un hombre acusado. Esta fama fatal me duele. Lloré todas las decepciones de mi corazón en esta canción, y parece que otros con sentimientos como los míos han encontrado su propio dolor en ella».

Como dato adicional, se dice que Hungría tiene una tasa de suicidios superior al de varios países vecinos. 

La BBC la prohibió argumentando que era perjudicial para la moral en tiempos de guerra. 

Una gran cantidad de cantantes ha grabado la hermosa canción, pero fue Billie Holiday fue quien la dio a conocer al mundo, aunque en la versión en inglés se cambió el final para volverla «más optimista» y dejarlo en que todo fue un sueño: «Me desperté y dormías a mi lado».

Qué dice la letra de la canción

Los domingos son tristes.

Horas sin dormir.

Cariño, las sombras

con las que vivo son innumerables.

Pequeñas flores blancas

que nunca te despertarán.

Allá donde la negra carroza

te ha llevado.

Los ángeles no tienen pensado

volver a ti.

Se enojarán

si pienso en unirme a ti?

Domingo sombrío.

El Domingo más sombrío,

pasándolo junto a las sombras.

Mi corazón y yo

hemos decidido terminar con todo.

Pronto habrá oraciones

y las velas encendidas, lo sé.

Pero no les dejes llorar.

les hare saber que estoy encantado de ir.

La muerte no es un sueño.

Gracias a ella te puedo acariciar.

Con el último aliento de mi alma,

te bendeciré.

Domingo sombrío.

Notas Internacionales

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: